Archivo de la etiqueta: sistema parlamentario o sistema mayoritario

Andalucía y Asturias, o por qué el ganador no gobernará

Domingo, 25 de marzo. Andalucía sorprende por su bajo índice de votación pero más sorprende que los ganadores con 50 escaños, el Partido Popular, no vaya a gobernar porque PSOE con 47 tendrá el apoyo (solo para gobernar) con los 12 de Izquierda Unida. Si los del PP han perdido 168.000 votos respecto a 2008, los socialistas han bajado casi en 700.ooo.

Ahora un grupo extremo minoritario, como Izquierda Unida, será el partido bisagra que supeditará a la fuerza mayoritaria con la que gobierne. Este caso ejemplar de resultado electoral de nuestro sistema parlamentario con el reparto con D’Hondt, que introdujo el reciente fallecido Manuel Fraga Iribarne en la transición democrática, hoy día no nos sirve ni nos funciona. Simplemente porque la mayoría elegida por los votantes queda relegada a la oposición, al tercer puesto. Una cosa es el resultado electoral que no hay que confundir con las alianzas posteriores para la gobernabilidad.

Los tiempos han cambiado y los 35 años de aplicación de este sistema parlamentario tiene muchos defectos y desigualdades. En Asturias, más de lo mismo. Los socialistas de Javier Fernández con 16 escaños, se podrán añadir IU con 5, pero Álvarez Cascos con FAC ha perdido 54.000 votos con solo 13 escaños tras diez meses de compleja gobernancia en solitario. PP extrae solo 10 escaños. UpyD saca una sola representación y no será la sorpresa asturiana.

Las conclusiones son que quien gana la confianza de la mayoría no suele gobernar si no ronda la mayoría absoluta. Esta máxima representación de partidos que luego gobiernan conjuntamente en alianzas con los grandes son los que fomentan las dificultades de consenso y las bajadas de pantalón cuando se les necesita para salir de los atascos en las votaciones en el Congreso.

No pienso que nos favorezca por ser un país sureño y latino el sistema parlamentario que el mayoritario. Simplemente corrige por un lado unas desigualdades que se le escapan por otro: como cuando apretas un globo hinchado donde el chichón que se fuerza a alisarse surge impepinablemente por otro lugar. El sistema mayoritario en estos dos casos de elecciones autonómicas hubiera resultado un cambio de mando que son los que hacen madurar la democracia: la alternancia política. No más de dos legislaturas, como se está haciendo en las estatales, se necesita en las autonómicas y en las locales.